Las microfinanzas impulsan nuevos proyectos de emprendimiento

CONFERENCIA ANUAL MFC-EMN

Las microfinanzas impulsan nuevos proyectos de emprendimiento

De izquierda a derecha: Imanol Pradales, diputado de desarrollo económico de Bizkaia; Jorge Ramírez, director ejecutivo de la Red Europea de Microfinanzas (EMN); Ann Branch, jefa de la unidad de empleo, asuntos sociales e inclusión de la Comisión Europea; Unai Rementeria, diputado general de Bizkaia; Grzegorz Galusek, director ejecutivo del Centro de Microfinanzas (MFC); y Óscar Ugarte, director de Seed Capital Bizkaia. Francisco Rodríguez.

La meta de las microfinanzas es proporcionar una alternativa a quienes no pueden acceder al sistema financiero convencional. Poco a poco, se han convertido en una opción al alza para aquellos emprendedores, pequeñas compañías y start up que no tienen la capacidad de obtener créditos bancarios. Ésta fue una de las conclusiones más destacadas de la conferencia anual que organizan las dos principales asociaciones europeas de microfinanzas, que concluyó el pasado viernes en Bilbao.

Ambas entidades, la Red Europea de Microfinanzas (EMN) y el Centro de Microfinanzas (MFC) se unieron para celebrar de forma conjunta el evento, con la colaboración de Seed Capital Bizkaia, sociedad foral cuyo objetivo es el fomento de proyectos innovadores. En torno a 700 asistentes procedentes de más de cuarenta países distintos se dieron cita en la conferencia. El diputado general de Bizkaia, Unai Rementeria, destacó en la apertura que el territorio aspira a convertirse en un referente en cuanto a innovación y emprendimiento en el sur de Europa.

“Bizkaia es un territorio pequeño pero fuerte, que se caracteriza por la creatividad y la innovación”, agregó Rementeria. Acerca de su tejido empresarial, señaló que las pequeñas y medianas empresas constituyen alrededor del 90%. Por ello, comentó que el desarrollo debe basarse en aquellos aspectos con los que se encuentran más familiarizados: las pymes, la cercanía y la calidad.

En la presentación de la conferencia también estuvo presente Ann Branch, jefa de la unidad de empleo, asuntos sociales e inclusión de la Comisión Europea. En su intervención, aseguró que “debemos tomar conciencia de la dimensión social de las instituciones comunitarias y de la importancia de la inversión social, creciente en Europa”.

Por otra parte, Francisco de Paula Coelho, decano del Instituto Banco Europeo de Inversiones (BEI), comentó que “financiamos pequeñas compañías y start up, y también buscamos nuevas formas de proveer servicios financieros”. Entre otras iniciativas, el Banco Europeo de Inversiones está inmerso en el llamado Plan Juncker, en el que ha movilizado aproximadamente 350.000 millones de euros para distintos fines.

En declaraciones a EXPANSIÓN, Jorge Ramírez, director general de la Red Europea de Microfinanzas (EMN), precisaba que “estar fuera del sistema financiero es un factor de exclusión social”. Su entidad, que promueve las microfinanzas sin ánimo de lucro, organizó el acto junto con el Centro de Microfinanzas (MFC), dirigido por Grzegorz Galusek, que se mostró orgulloso de celebrar “el evento más importante del sector en Europa”.

‘Crowdfunding’

Con especial relieve para los proyectos con una clara vocación social, la conferencia acogió diversos talleres enfocados a temáticas específicas. Entre otros, destacaron los dedicados al impacto de la digitalización, la innovación tecnológica en el marco de las microfinanzas y los réditos sociales del emprendimiento. Además, los expertos debatieron sobre cómo puede favorecer el crowdfunding.

“Nos enfocamos en desarrollar soluciones que tengan un beneficio sobre el ecosistema emprendedor”, indicó Óscar Ugarte, director de Seed Capital Bizkaia. La compañía foral trata de cubrir sus necesidades por medio de formas de financiación alternativa, como el crowdfunding. “Intentamos que la inversión se dirija hacia entidades que buscan un impacto real en la sociedad”, añadió Ugarte.

En relación con el entorno del micromecenazgo enEuropa, “las grandes compañías mantienen un enfoque genérico y no se preocupan por lo social o los mercados específicos”, apuntó Oliver Gajda, director ejecutivo de la Red Europea de Crowdfunding. Así, incidió en la necesidad de que surjan “jugadores de nicho” que aporten diferentes perspectivas.

“Muchos emprendedores aspiran a resolver problemas sociales o medioambientales: crean sus empresas para dar solución a asuntos concretos”, resaltó José Moncada, fundador y CEO de La Bolsa Social. Esta plataforma conecta compañías de este tipo con inversores que buscan un retorno no sólo económico, sino también social.

Por último, Kendra Thorogood, directora senior de inversiones de Kiva -compañía de crowdfunding sin ánimo de lucro-, declaró que “la motivación de nuestros inversores es totalmente social”. Thorogood concluyó que los principales retos de su modelo son “equilibrar la oferta y la demanda y educar a los inversores en el riesgo”.

http://www.expansion.com/pymes/2018/10/08/5bbb0e1146163ff28f8b4673.html

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: